BRICS PLUS puede mejorar el pluralismo

Los estados miembros de BRICS reflejan la creciente influencia de las economías emergentes de todo el mundo, que se complementa con la disminución del peso de los países desarrollados en la economía global. La contribución de las economías avanzadas al PIB mundial (medido en términos de paridad de poder adquisitivo) se redujo del 64 % en 1990 al 40 % en 2019, situación que empeoró tras el estallido de la pandemia de COVID-19.

Por otro lado, las economías emergentes constituyen las tres quintas partes de la economía mundial, aunque su renta per cápita sigue siendo muy inferior a la de los países ricos. Esto significa que durante las últimas tres décadas, China, India, Rusia, Brasil, Sudáfrica y otras economías emergentes y en desarrollo han aumentado gradualmente su influencia política, financiera y económica en todo el mundo.

Algunos de ellos incluso se han convertido en un importante donante de ayuda a los países en desarrollo y en un importante inversor tanto en las economías emergentes como en las desarrolladas. China ya es uno de los principales inversores del mundo.

Los miembros de BRICS establecieron el Nuevo Banco de Desarrollo en Shanghái, y China desempeñó un papel de liderazgo en el establecimiento del Banco Asiático de Inversión en Infraestructura con sede en Beijing. China, por su parte, ha aumentado su contribución al desarrollo global a través de la iniciativa Belt and Road, por lo que existe la esperanza de que las inversiones de los miembros BRICS puedan transformar la economía global y hacerla más equitativa.
Asimismo, el grupo BRICS se destaca por sus críticas a los términos de «buena gobernanza» de la OCDE, el FMI y el Banco Mundial, así como las medidas de austeridad que afectan principalmente a los países más pobres. Este es uno de los pilares de la legitimidad global de los BRICS.

READ  El negocio y la marca de Trump aún sufren de retórica polarizante: NPR

Además, los miembros de los BRICS están impulsando el libre comercio y el diálogo multilateral, que el Norte desarrollado ha comenzado a abandonar en los últimos años. Irónicamente, los miembros de BRICS, China en particular, son los principales defensores del libre comercio y el multilateralismo, se oponen al proteccionismo y al unilateralismo mientras apoyan a la Organización Mundial del Comercio y las Naciones Unidas como pilares fundamentales del comercio mundial y los sistemas de seguridad.

La cooperación Sur-Sur se basa en la aspiración de ser equitativos en cuanto a la negociación de las condiciones de la asistencia para el desarrollo. El grupo BRICS dio muestras de llevar esta aspiración más allá de la retórica, como lo demuestra la actuación del Banco Nacional de Desarrollo, que no adoptó términos discriminatorios o punitivos como parte de su política crediticia, sino que utilizó medios innovadores como el crédito en moneda local y express. Aprobación a la hora de emitir préstamos.

En cuanto a mi país Argentina, participé en dos cumbres BRICS: las realizadas en Brasilia (2014) y Johannesburgo (2018). Entre el 14 y el 17 de julio de 2014 se llevó a cabo la sexta cumbre BRICS en Fortaleza, Brasil. Brasil, el país anfitrión, extendió una invitación especial a la entonces presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, para asistir a la cumbre. El expresidente argentino Mauricio Macri asistió como invitado a la 10.ª Cumbre BRICS en Johannesburgo, Sudáfrica, en julio de 2018.

En este contexto, cabe señalar que la República Popular China invitó al actual presidente argentino, Alberto Fernández, a participar del “Diálogo de Alto Nivel sobre Desarrollo Global”, que se realizará a través de un enlace de video el viernes.

READ  Los niveles de vacunación en América del Sur se están poniendo al día con los de Estados Unidos

Hay que darse cuenta de la importancia de este paso, porque se da pocas semanas después de que Argentina participara en el «Foro de Partidos Políticos BRICS», donde el Embajador de Argentina en China, Sabino Vaca Narvaga, leyó un mensaje del Presidente Fernández, quien dijo: «BRICS para mi país es una excelente alternativa a la cooperación frente al orden mundial que funcionaba en beneficio de unos pocos.”

Asimismo, el 19 de mayo de este año, durante una video reunión con sus homólogos de los países BRICS, el canciller argentino Santiago Cafiero dijo: “Para Argentina es importante avanzar hacia una mayor coordinación con los países BRICS, por eso agradecemos esta invitación y nos ponemos a disposición para seguir construyendo puentes entre Argentina y los países BRICS”.

Según el consejero de Estado y ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi, la iniciativa de China de establecer «BRICS Plus» «representará una nueva plataforma para la cooperación Sur-Sur a través de diálogos con otros países en desarrollo importantes para establecer una asociación más amplia».

En este contexto, la iniciativa «BRICS Plus» ayudará a Argentina a convertirse en parte integral de las cadenas globales de valor, abordar el problema de la inflación global y mejorar la arquitectura financiera internacional, todo lo cual llevará a las economías emergentes a convertirse en agentes de una recuperación económica global sostenible. . .

El autor es Director de la Comisión de Asuntos Asiáticos, Consejo Argentino de Relaciones Internacionales, así como del Programa de Posgrado en Estudios de China en la Era Global, Universidad Católica Argentina.
Fuente: Diario de China

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.