La epidemia aumenta la desigualdad y la pobreza en América Latina

19 de marzo de 2021

9 minutos para leer

Este artículo ha sido traducido de nuestra versión en español utilizando técnicas de inteligencia artificial. Pueden existir errores debido a este proceso.

Esta historia apareció originalmente Conversacion

por Muere Angelos Sanchez Y el Universidad Autónoma de Madrid Y el José Manuel García de la Cruz Y el Universidad Autónoma de Madrid

La pandemia de COVID-19 se está extendiendo 8,1% de disminución del PIB En América Latina, para superar el impacto de la crisis en la Unión Europea y otras economías emergentes. Sin embargo, las economías latinoamericanas ya mostraban vulnerabilidades significativas antes de que comenzara la emergencia sanitaria. En otras palabras, La epidemia ha agravado los problemas productivos y sociales de América Latina Como la corrupta especialización comercial en la región, la debilidad del tejido productivo y del mercado laboral, y problemas sociales.

Variación del PIB de América Latina en 2020 (%) Fuente: Fondo Monetario Internacional (proyecciones de crecimiento para octubre de 2020. El FMI no publica proyecciones para Cuba)

Aunque estamos hablando de América Latina en su conjunto, las diferencias entre países son muy elevadas. Los países más afectados fueron Perú, Argentina, Ecuador, Panamá, El Salvador, México y Colombia. Por el contrario, Paraguay, Uruguay y Guatemala en particular se vieron afectados en un grado similar al de otras economías en desarrollo y emergentes. Venezuela es el país que registró el mayor descenso en su producción, al igual que en años anteriores, aunque esto no se puede atribuir únicamente al impacto del virus.

Impacto en los sectores económicos

La epidemia ha provocado el cierre de 2,7 millones de negocios en América Latina, es decir, el 19% del total de negocios. Pero las medidas de distanciamiento social y las restricciones de movimiento la han Desigual Actividades económicas afectadas.

El turismo, la cultura, el comercio, el transporte y la moda fueron los sectores más afectados. Estos representan el 24,6% del PIB y el 34,2% del empleo. Por el contrario, las actividades menos afectadas fueron la agricultura, la ganadería, la pesca, la producción de alimentos, los medicamentos y las comunicaciones. Estas actividades representan el 14,1% del PIB y el 18,2% del empleo.

READ  Buenos Aires Times | Oxfam elogia el "impuesto sobre el patrimonio" de Argentina a medida que la ley entra en vigor

El 92% de la producción técnica intensiva sufrió un fuerte impacto de la crisis. Se trata de una clara señal de alerta a medio plazo: está resurgiendo el viejo fantasma de estar al margen de las tendencias globales, que ahora se encaminan hacia la digitalización.

La crisis afectó a las empresas de manera diferente, según su tamaño. Se cerrarán más de 2,6 millones de pequeñas empresas. De hecho, desaparecerá el 20,7% de las pequeñas empresas y solo el 0,6% de las grandes. La gran mayoría de empresas especializadas en comercio, sociedad, servicios sociales y personales, hoteles y restaurantes.

Impacto en el mercado laboral

En 2020, fue el resultado del cierre de actividades económicas complementarias. Destrucción de empleo Especialmente en los meses de marzo, abril y mayo. Sin embargo, en la gran mayoría de países se han establecido mecanismos para mantener las relaciones laborales. Los ERTE en América Latina han salvado muchos puestos de trabajo. Aunque un numero Frustrante También ha aumentado el número de personas, y son las que han dejado de buscar trabajo porque saben que no lo encontrarán. Ésta es la razón por la que el desempleo no ha crecido tanto como se esperaba.

El teletrabajo ha sido un componente muy importante y diferencial para mantener activa la actividad productiva y el trabajo. Pero el trabajo remoto no es posible para todas las empresas ni para todos los empleados. Las pequeñas empresas y los trabajadores poco calificados son los que más luchan y, por lo tanto, son los más afectados por las restricciones impuestas por la pandemia.

Las mujeres y los jóvenes se encuentran entre los grupos más afectados. El primero tiene una fuerte presencia en el turismo y la restauración y el segundo tiene trabajos de riesgo. Además, la mujer ha tenido que duplicar su tiempo de trabajo cuidando el hogar y la familia, con nuevas obligaciones en el encierro en el hogar.

La mayoría de los trabajos en América Latina son informales, aunque existen diferencias muy importantes entre países. El 92,1% de los trabajadores no agrícolas en Ecuador son informales, al igual que el 73,2% en Bolivia y el 68,5% en El Salvador. Son personas que se ganan la vida día a día, sin contratos ni derechos laborales; Por esta razón, también estuvieron más expuestos al Coronavirus.

READ  Aerolíneas Argentinas recibirá $ 390 millones del gobierno en 2021

La epidemia provoca un aumento de la deuda pública y un déficit público

El impacto de la epidemia en los ingresos y gastos del sector público. Si la recaudación de impuestos se ve afectada por el cierre de actividades y la disminución del consumo, el gasto público también ha aumentado. Cabe destacar los gastos destinados a contrarrestar los impactos sociales del Coronavirus.

La gran mayoría de países han creado herramientas Asistencia directa a familias . Algunos ejemplos son los ingresos familiares de emergencia. Argentina Cupón COVID-19 en Chile, Ingresos Solidarios para Colombia , Bono Proteger en Costa Rica o bono de emergencia en Brasil.

La disminución de los ingresos públicos y el aumento del gasto derivaron en un aumento del déficit público y de la deuda pública. Brasil y Argentina son los países con mayor nivel de endeudamiento (alrededor del 100% del PIB) y déficit público (superior al 10% del PIB) en 2020.

Con la crisis, el comercio, la inversión extranjera y las remesas se desplomaron

Mientras que el comercio internacional Han contratado En 2020 a nivel mundial, se contrajo de manera más pronunciada en América Latina. Las exportaciones cayeron un 10,1% y las importaciones un 13,4%. También en este caso existen importantes diferencias según los países.

Aparte de Venezuela, que es mucho más profunda que su crisis y tiene causas más allá del impacto de la epidemia, las economías centroamericanas han recortado sus exportaciones por encima del promedio, al igual que Paraguay, Uruguay, Perú y Argentina. La disminución de las importaciones fue más pronunciada en Panamá, Paraguay, El Salvador, Ecuador, México y Colombia.

Algunos países pudieron beneficiarse del aumento de las exportaciones de productos medicinales y agrícolas. Comisión Económica para América Latina y el Caribe Notas (PAG.

La mayor disminución de las importaciones sobre las exportaciones redujo el déficit comercial de la región, de $ 89.709 millones en 2019 a $ 21.620 en 2020.

Inversión extranjera ella tiene También disminuyó, en casi un 50% según la UNCTAD y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, alcanzando los 82 mil millones en 2020, principalmente en Perú, Argentina, Chile y Colombia. Además, las perspectivas de recuperación no son buenas: las empresas están registrando grandes pérdidas a medida que caen los precios de las materias primas. Europa sigue siendo el principal inversor de la región.

READ  HUMBL Financial ™ lanza productos BLOCK ETX en más de 100 países OTC: TSNP

Remesas de trabajadores latinoamericanos de fuera de la región Un 19,3% en 2020 Según el Banco Mundial. Estos ingresos son muy importantes en Centroamérica, donde representan entre el 13% y el 20% del PIB, especialmente para los hogares más vulnerables. Se utilizan entre el 80% y el 90% de las conversiones Cubriendo las necesidades básicas del hogar , Como la comida o la salud.

Dar marcha atrás: desigualdad y pobreza crecientes

El cierre de actividades económicas, la destrucción de empleo, la reducción del comercio, la inversión y las remesas se refleja en Aumento de la desigualdad y la pobreza .

En los años previos a la pandemia, América Latina Reducir estas tarifas . La pobreza ha pasado de afectar al 45,2% de la población en 2001 al 30,3% en 2019. Ahora, con la propagación del COVID-19, el número de pobres aumentará en 28,7 millones, para llegar a 214,4 millones en la región. En cambio, la pobreza extrema afectará a 15,9 millones de personas, para un total de 83,4 millones de personas.

Después de unos años fue Índice de Gini La epidemia disminuyó de 0,53 a 0,46 entre 2001 y 2019, y la epidemia ha provocado enormes costos sociales distribuidos de manera muy desigual. Este aumento de la desigualdad ha reactivado las protestas sociales en la región y popularizado las que ya habían aparecido durante el segundo semestre de 2019 en Chile, Ecuador y Colombia.

En resumen, la epidemia está teniendo un fuerte impacto económico y social en América Latina. El desempleo aumentó, las empresas cerraron, las cuentas públicas se desplomaron, la pobreza y la desigualdad aumentaron. La recuperación dependerá del desarrollo de la economía mundial y del dinamismo de los flujos comerciales y financieros internacionales hacia la región.

Este artículo fue republicado desde Conversacion Bajo una licencia Creative Commons. Leer el El articulo original .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *